martes, 10 de abril de 2012

...ENTRENANDO PARA LA GRAN CARRERA...



Dicen que para llegar lejos... para alcanzar grandes metas hay que entrenar mucho y muy duro...

Que una gran carrera no es más que una pequeña vida que vivimos dentro de la vida...
Con todo lo que ello lleva consigo de esfuerzo...de aprendizaje...
de superación de obstáculos...de enriquecimiento y crecimiento personal...de experiencia iluminadora y vital...

Me cuesta encontrar las palabras para describir las emociones tan profundas y hermosas que he sentido desde que mi querida amiga Cristina me habló del apasionante "Proyecto Forrest 2.0"...

Un sueño...una ilusión...un reto...

La suma de sueños de dos maravillosos "locos de corazón"...

De aquellos que cuando alguien lo necesita no miran ni temen nada si se trata de dar lo que saben hacer...lo que pueden...lo que tienen...lo que llevan dentro...lo que son...

De aquellos que logran contagiar su inmensa generosidad y hacer que lo que parece una insignificante suma se convierta en una multiplicación que crece día a día más y más...

De aquellos que son capaces de convertir una pequeña idea en una inmensa ola de amor y solidaridad...

Yo lo tuve muy claro desde el principio...si la vida me ponía delante algo así tenía que vivirlo...tenía que hacer algo...tenía que colaborar...

Apoyar a Forrest en este inolvidable sueño...correr con él...

A su lado...
Dejándome llevar por la magia de tan impresionante vivencia...

Detrás...
Para que sienta que no va solo...que abre camino llevando tras de sí a muchos otros más...

Delante...
Por si en algún momento necesita ánimo y una palabra cariñosa que le recuerde que es capaz...
Que poquito a poco es posible llegar...

Alcanzar la meta...vencer obstáculos...enseñando con su ejemplo de fuerza y superación que la victoria es posible...como es posible vencer al cáncer infantil...

Con esperanza...con valentía...con apoyo...con paciencia...sin rendirse...teniendo muy claro que se puede lograr...

Por eso aquí estoy...Forrest...preparada con mis zapatillas y el entrenamiento que me ha regalado la vida para ir contigo hasta el final...

Se puede correr con otras muchas cosas que no son las piernas y tú empezaste a correr por ellos hace mucho tiempo ya...con el corazón...con la emoción...con esa fuerza que llevas dentro tan transparente y luminosamente intensa...

Aquel día en que tus sueños se mezclaron con los de Cristina para poner en marcha esta maravillosa idea...

La meta está cerca y poniendo el corazón en las piernas lo vamos a lograr...

Corre...FORREST...corre...!!!

Que cuando salgas de Onil tan solo estarás continuando esta hermosa carrera...
.

No hay comentarios:

Publicar un comentario