miércoles, 18 de abril de 2012

...QUINTA ETAPA...Y COMO COMPAÑERO...EL VIENTO...



...Miércoles 18 de Abril de 2012...

Después del merecido descanso en La Roda, genial para recuperar el cuerpo y asentar la mente, de nuevo en la salida para correr en busca de la quinta meta...Villarrobledo...

Llevando esta vez, como único, fiel y eterno compañero el viento frío de cara...

El hombre que corre solo...que traza caminos por fuera y por dentro de sí mismo...

Un día más toca escribir, zancada a zancada, la apasionante historia Forrest 2.0 sobre interminables líneas rectas, tratando de que la mente mantenga fuerte el cuerpo, y la influencia sobre el mismo del vendaval a raya...


Porque es en estas circunstancias cuando más se hace presente el corredor emocional que todos llevamos dentro...

Aquél que siempre tiene razones convincentes que darnos para no rendirnos...para reparar pequeños bajones en segundos...para aligerarnos del cansancio que vamos acumulando...

Ese que se atreve con todo y no ve ante sí reto que le asuste o le amilane...

Ese que nos dice, constantemente, que podemos lograr todo lo que verdaderamente nos propongamos, que por muy mal que lo estemos pasando siempre hay alguien que lo está pasando peor, y que quizá por tanto, no debemos quejarnos demasiado…

Que aún cuando menos pensamos que somos o tenemos, nos podemos llamar privilegiados y afortunados...

Ese que nos enfrenta a nosotros mismos, sin protecciones, y pone a prueba nuestra resistencia como seres humanos...

Y ahí estás tú, Forrest, más corredor emocional y más fuerte que nunca, atravesando La Mancha para llevar este precioso mensaje que has decidido llevar, iluminando y abriendo camino a otro montón de corredores emocionales que te seguimos y te acompañaremos hasta la meta final...

Recordándonos que ante cualquier dura prueba que se nos presente tenemos que intentar seguir adelante, a pesar de adversidades y vientos que nos quieran frenar...


Como hicieron y están haciendo las familias de niños con cáncer, seguras de que con esperanza, fuerza, valentía, y sobre todo mucho amor, la curación y la alegría llegarán...

Tras el duro camino, una nueva meta feliz, rodeado de más de cuatrocientos niños en Villarrobledo , y la firme determinación de que mañana volveremos a correr, tú y nosotros contigo, sin que nadie ni nada nos pueda parar...

Para terminar, hoy copiaré de tu crónica de etapa, la frase final...

Corre...FORREST...corre...!!!

Que FORREST 2.0 sigue adelante contra viento y lo que venga...
.

1 comentario:

  1. ¡Corre...Forrest...corre!
    Esta carrera solidaria no quedará en el olvido, serás el ejemplo a seguir para muchas personas y,entre ellas,muchos niños. Alguien como tú que emprende una carrera de forma desinteresada por los niños con cáncer de C-LM merece su recompensa. Estoy segura de que los momentos que estás viviendo aunque ,a veces, sean muy duros contra este viento manchego se convertirán en los más hermosos cuando pongas tus pies en la meta.
    Todos los días, antes de ir colegio, nos acordamos de ti y le pedimos a Dios que te de fuerzas para superar la nueva etapa, asi como también que apacigue un poco al viento y a la lluvia mientras corres. Cuando volvemos, necesitamos saber cómo estás y si has llegado a la meta.
    Mi hijo también ha realizado su personal carrera contra el cáncer y está deseando conocerte. Te esperamos en Los Yébenes. ¡Corre Forret corre!¡Sabemos que lo vas a conseguir!

    ResponderEliminar